Hola a todos y todas, bienvenidas/os a mi historia...o mejor dicho,la historia de Natalia...

jueves, 24 de febrero de 2011

Afrontando el autismo sin morir en el intento


Encontré esta entrada en el blog de Mariagloria, Jazmín, y me impactó mucho,por eso he decidido colgarlo en el blog y compartirlo.
Me encuentro a muchos personas que me dicen que admiran la fortaleza con la que estamos afrontando todo esto...pero,sinceramente,yo no me considero fuerte...creo que las circunstancias me hicieron fuerte...y cambiaron muchas cosas de mi.
Lo que una madre és capaz de hacer por un hijo solo sabe cuando te encuentras en una situación parecida a la que vivimos nosotros,cuando ves que algo,sea lo que sea,pueda dañar de alguna manera a tu pequeño o pequeña...el amor és lo que mueve todo y lo que te da la fuerza para enfrentarte a cualquier cosa por ellos...a cualquier cosa...por dificil que sea,cuando se ama a un hijo...NADA IMPORTA MÁS QUE ÉL.És en estas situaciones cuando te das cuenta del papel tan fundamental que juegas...los padres deberían estar al pie del cañón ante los problemas de sus hijos...pero no todos saben el papel que les toca,algunos juegan otros papeles...pero bueno,ese és otro tema.
Aquí os dejo la entrada que Mariagloria escribió hace unos dias en su blog.

Afontando el autismo sin morir en el intento
Por Flavia Sinigagliesi

Si el estrés se define como una situación que excede nuestra capacidad de afrontamiento, es lógico pensar que el solo hecho de escuchar la palabra autismo nos genere estrés.
Y es luego de ese momento es cuando empezamos a escuchar
palabras tales como recursos, fortalezas y debilidades.
Buscamos los recursos de quién?

• ¿Del niño?

• ¿De los padres?

• ¿De la familia?

• ¿Del terapeuta?

¿Somos débiles cuando no podemos afrontarlo?
¿Somos fuertes si superamos esto sin “morir en el intento”?
Y ahí viene esa palabra: resiliencia
La capacidad de salir intacto luego de una situación adversa… entonces habría que considerar que significa salir intacto.
Si no te mata te hace fuerte… pero que difícil que es ser fuerte!!!
Parecemos fuertes, pero sabemos que no lo somos.
¿Quién dice si somos resilientes?
Entonces ahí volvemos al mismo lugar del inicio.
Ese día donde la palabra autismo entra por primera vez en una familia,esos momentos donde la lucha no es suficiente, ese día donde todo lo que se consiguió se fue, cuando el cansancio supera, cuando las fuerzas no alcanzan.
Hay momentos imposibles de borrar:
El dia que rompió el ventanal con la cabeza, y quedó colgando un vidrio que parecía una guillotina, los días que la hermana venía con la cara sangrando por los rasguños, las épocas que estaba agitado y que solo lo calmaba correr varias vueltas a la plaza, los gritos, las noches en vela, la angustia de todos ,y sobre todo la desesperación de no saber como ayudarlo, cómo sacarle ese dolor que ni él sabia como comunicarlo.
Todo eso queda en la memoria, todo eso es una huella,y así se formó ese núcleo,y así vivimos esa familia,y cada uno hizo lo que pudo,desde el afecto, desde lo intelectual, desde el llanto, desde la risa.
Y si, somos resilientes,ahora somos fuertes ,ahora podemos disfrutar a Charly , podemos ir al cine con él,podemos reírnos de las cosas que dice y hace, podemos entenderlo y sobre todo podemos ayudarlo.
Pero si tenemos que hablar de alguien que es resiliente es él,luchando todos los días con sus limitaciones, con su dificultad de entender el mundo externo,con su imposibilidad de comprender su mundo interno.
Y ser resiliente ¿es una característica de cada uno?
Yo creo que la única manera de ser resiliente es con la colaboración de todos, aprendiendo que cada uno aporta algo,que un mal día es un mal día,que luchando es la única vía,que los de afuera son tan importante como los de adentro,que cada uno que ayuda es importante,que todos son importantes,que nada funciona si no hay armonía.
Y si en este camino queda alguno dañado,si la lucha dejó heridas con las que no se puede convivir,si el que no es autista quedó más marginal que el autista,si los que ayudan al autista no logran ser felices,ese si que es un gran fracaso.
Resiliente es el que logra ser feliz con lo que la vida le da, es quien encuentra los recursos en donde no se ven, son quienes logran disfrutar de las personas a pesar de tener autismo.
Yo creo que mi familia es un ejemplo de resiliencia, pero …
que duro que fue llegar a esto!!!!

8 comentarios:

  1. Hola y buenas noches..

    No puedo imaginar..No tengo hijos, y es uno de los motivos por lo que no puedo imaginar.. Solo puedo decir, que os admiro y os deseo lo mejor del mundo..sois personas increíbles ..

    Muchos muchos besos de buenas noches y bello fin de semana...

    ResponderEliminar
  2. Me solidarizo contigo y te aplaudo por tu fuerza para seguir luchando. Buena entrada y el blog muy completo Felicidades y un saludo

    ResponderEliminar
  3. Si nos hace mas fuertes, y resistiremos, solo por verles felices todo merece la pena.
    Un beso fuerte

    ResponderEliminar
  4. Hola Cristina.
    Muy bella entrada.
    En tus palabras queda demostrado que no hay nada mas importante que un hijo y no hay obstaculo ante una madre.
    Las fuerzas aparecen y se hace lo imposible para lograr su felicidad.
    Os admiro y para mi sois un autentico ejemplo de fortaleza.
    Un fuerte abrazo.
    Ricard

    ResponderEliminar
  5. Anónimo25/2/11

    Uuuufff!!
    Tremendo post,me hizo viajar 6años atrás...miedos,temores,inseguridad, inmadurez,pero sobre todo conocí lo que es el amor verdadero!!
    Es tan difícil el comienzo por este viaje de altos y bajos,pasar por tantos estados animicos,aceptar lo que nos negamos a aceptar,y aprender a vivir y ser felices con lo que nos toca,sentirnos tan débiles,y luego admirarnos de lo fuertes que fuimos en cada situación difícil.....en fin...tantas cosas...tantas experiencias.
    He vivido muchas cosas pero lo único que puedo decir es que cuando vi a mi hija y deje a un lado el diagnostico,y decidí ser inmensamente feliz a su lado el resto de mi vida...no me equivoque,el otro día pensé,nos dijeron tantas cosas tantos exámenes,tantos diagnósticos inciertos...pero nunca me dijeron lo feliz que seria al lado de mi niña,y lo bello que es vivir una experiencia con una niña "ESPECIAL".Hoy hemos recorrido muchas cosas pero al igual que tu Cris,creo que el amor mueve todo,y siento que jamás había vivido un amor tan genuino y tan puro que el que siento por mi Catalina!
    Un abrazo enorme!
    Besos a la princesita!!
    Cybell.

    ResponderEliminar
  6. Eres muy fuerte Cristina, leyéndote entrada tras entrada uno se da buena cuenta de esa Lucha y con tu perseverante esfuerzo nos fortaleces a todos. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Lei este post en el blog de Maria gloria y también me gusto mucho, pero vale leeerlo muchas veces y claro esta difundirlo.
    Creo que no hay otro camino que ser resiliente, porque de por medio esta lo mejor que nos ha podido dar la vida, pero ese camino cuesta pero se llega.
    Cariños,
    Rosio

    ResponderEliminar
  8. Hola Cristina.
    Me encantaria que leyeras la ultima endrada de mi blog.
    Un abrazo muy fuerte a pata la mas bella princesa de las alas rosas.
    Con cariño.
    Ricard

    ResponderEliminar

Tus palabras me animan a seguir...

RECUERDA SIEMPRE QUE...

RECUERDA SIEMPRE QUE...